LiterArtMusic

Veinte escritores en busca de lector

El escritor escribe para que lo lean, pero se queda aislado. El escritor escribe y consigue que sus obras se publiquen, pero frente a ellas se alza una barrera. El límite de la isla se levanta como frontera y el mar, camino en otros casos, para los libros se convierte en un obstáculo difícil de saltar.

Veinte escritores se aliaron a ocho músicos durante cinco semanas y se decidieron a atravesar los límites físicos que construyen las islas. Al amparo de la Dirección General del Libro y con la gestión de Producciones Mirmidón, los autores se lanzaron a la búsqueda de lectores en las islas donde son menos conocidos embarcados en un proyecto pionero, LiterArtMusic, que aspira a convertirse en la primera edición de un circuito semejante a Islas de Música, Teatro y Danza, que también organiza la viceconsejería de Cultura del Gobierno de Canarias en colaboración con los Cabildos insulares.

Así lo explicó Blanca Quintero, directora general del Libro del gobierno autonómico, quien citó como ejemplo las dificultades que tiene un escritor originario o residente en Lanzarote para dar a conocer su obra en El Hierro. El caso puede multiplicarse en combinaciones de siete. Por eso, LiterArtMusic sacó a los escritores de su isla y se los llevó a otras donde eran desconocidos. De ahí, quizás, el éxito del programa en las islas no capitalinas: el público de Fuerteventura, La Palma, Lanzarote, La Gomera y El Hierro acogió la iniciativa con el entusiasmo que provoca el ansia de cultura. Desde las islas no capitalinas, la iniciativa se ve como “algo bastante novedoso, que esperemos sea el inicio de algún tipo de movimiento cultural que pueda ser otra oportunidad de ocio para los jóvenes”, dijo Francisco Villalba, del grupo “Eso no importa”, que se hizo cargo de la música en la actuación de San Sebastián de La Gomera.

Entre el 15 de octubre y el 13 de noviembre, el programa cultural celebró cada miércoles y jueves en distintas islas un recital en el que se combinaron literatura y música en la búsqueda de lectores nuevos y jóvenes. En el programa se dieron cita autores de todas las edades, estilos y géneros en un espectáculo en el que la música acompañó la lectura de textos nuevos para el público.

La participación de los músicos iba dirigida a hacer más accesible las lecturas a un público acostumbrado a asistir a actos culturales en locales alternativos, explicó el organizador del programa, Antonio Vizcaya, de Producciones Mirmidón.

El acto duraba una hora, con intervenciones de quince minutos para cada autor y media hora para los músicos, repartida entre los quince minutos de comienzo y los de cierre del recital. La acogida del público, en cambio, habría permitido extender más el tiempo dedicado al encuentro, “la gente habría estado allí más tiempo”, aseguró el poeta grancanario Pedro Flores, que participó en todas las actividades como maestro de ceremonias, presentando a los participantes.

“La gente pidió más lecturas, más música, se preguntó por los textos, se tomó nota de los libros para poder leerlos con detenimiento”, reseñó Flores como balance de las actuaciones de LiterArtMusic en cada una de las islas.

En el punto de partida, en el pub El Búho de Tenerife, se citaron los lanzaroteños Rafael Santiago y José María de Paiz, mientras que en la segunda cita de Fuerteventura, casi un mes después, se encontraron la grancanaria Paula Nogales y el tinerfeño Ernesto Delgado Baudet. El esquema del acto se repitió en cada una de las diez ocasiones en que se celebró LiterArtMusic: dos escritores de islas diferentes a la visitada presentaban sus textos acompañados por músicos locales, conocidos por el público que asistía a la actuación.

Nogales calificó de “reconfortante” la idea de “saltar de isla en isla, de bar en bar, de refugio en refugio, de música en música, de voz en voz, a mitad de semana, como un remanso de arte dentro del devenir incontrolado de estos días inciertos”. Con ella coincidió Ángela (Gran Canaria), quien señaló que el programa cultural permite “por fin” a los escritores “salir de nuestro doble aislamiento” creando “una red de movilidad que no sólo nos haga salir de nuestra condición archipielágica, sino también nuestra condición de isleños”.

En la misma línea, el majorero Domingo Fuentes Curbelo, destacó la voluntad de LiterArtMusic por “romper barreras”. Para el escritor, el circuito “es una buena oportunidad, tanto para los músicos, cantautores y escritores, para encontrarnos y difundir el trabajo que estamos haciendo en las Islas”, una tarea a veces difícil por “las limitaciones de vivir en un territorio fragmentado y alejado de los grandes centros de producción”.

Entre los músicos se destacó la importancia de la iniciativa para “darle vida a los locales pequeños de la mejor forma posible: dando arte y cultura, conjugando literatura y música”, señaló Francisco Villalba. Pero especialmente, los músicos destacaron la combinación de música y literatura, una faceta de LiterArtMusic que Antonio Vizcaya calificó de “fusión de creatividades”.

Música y literatura deberían “caminar siempre juntas”, aseguró el cantautor herreño Róger Gutiérrez, anfitrión de Alexis Ravelo e Iván Cabrera en la isla más occidental. “Acercar a los autores noveles o menos conocidos de Canarias al público utilizando la música de autor como pretexto resulta enriquecedor y una manera diferente de enfocar este tipo de actos”. En palabras del grancanario Fermín Romero: “si fuese un placer compartir momentos, le daría el protagonismo a la emoción que generó textos y melodías, si los espacios favorecieran el intercambio creativo entre disciplinas, sentiría la certeza de que hay alternativa”.

La buena acogida que ha tenido esta iniciativa en escritores y músicos, además de la buena disposición de las salas y pubs, lleva a una rápida conclusión “hay un deseo por parte de todos los implicados de compartir, bien sea con compañeros de escritura, o con el público desconocido que los escucha, compartir y moverse, poder presentar su obra en otros círculos, conocer a los escritores-compañeros de otras islas, entablar posteriores encuentros y lecturas… en resumen, establecer relaciones de creación, lo que de manera casi habitual, hace un profesional con su trabajo”, explicó Ángeles Alonso, de Producciones Mirmidón.

Esta primera edición de LiterArtMusic fue eso: una primera acción de romper la burbuja, de darse a conocer, de dejar de ser esos “auténticos desconocidos” que, según Paula Nogales, son los escritores canarios en su propia casa.

Jueves
13
noviembre 2008
Comentarios desactivados
This entry was posted in LiterArtMusic, Sala de prensa. Bookmark the permalink.

Los comentarios están cerrados.